El Tribunal Supremo condena a Alvise Pérez a indemnizar con 7.000 euros a la periodista Ana Pastor por compartir fotos suyas sin permiso en redes sociales

El Tribunal Supremo condena a Alvise Pérez a indemnizar con 7.000 euros a la periodista Ana Pastor por compartir fotos suyas sin permiso en redes sociales
El Tribunal Supremo condena a Alvise Pérez a indemnizar con 7.000 euros a la periodista Ana Pastor por compartir fotos suyas sin permiso en redes sociales
Más noticias – Últimas noticias

El Tribunal Supremo declaró que Alvise Pérez debe indemnizar con 7.000 euros a la revista Ana Pastor por publicar tres fotografías suyas en sus redes sociales sin su consentimiento. La Sala de lo Civil concluyó que estos documentos públicos constituyen un atentado ilegítimo a la imagen del Pastor y al cuidado de intereses generales o informativos.

La sentencia responde al recurso interpuesto por Pérez contra una decisión anterior de la Audiencia Provincial de Madrid, según la cual la había condenado a pagar 10.000 euros por la publicación de las fotografías. El Supremo redujo la indemnización a 7.000 euros y ordenó la retirada de las imágenes de sus redes sociales.

El Tribunal Superior consideró que una de las fotos, cuando la pastora aparecía en un restaurante junto a su marido, Antonio Ferreras, y el fundador de una ONG, tenía algún interés informativo. Sin embargo, las demás fotografías no están justificadas por el ejercicio legítimo de la libertad de información, que no tiene relación con los intereses generales.

El Supremo indicó que el hecho de que el marido de la Pastora fuera una figura pública no justificaba que cualquier encuentro de la pareja fuera de interés general. Argumento que considera de interés general la presencia conjunta de ambos en cualquier contexto privado de la familia y de la familia de sus derechos y de su intimidación e imagen.

Respecto a la tercera fotografía, en la que el pastor aparece en el interior de un restaurante con dos personas cuyas identidades se desconocen, el Tribunal resolvió que no tenía especial interés ni relevancia informativa.

El Supremo concluyó que la publicación de estas imágenes por parte de Pérez, sin el consentimiento del Pastor y con la aparente intención de acogerlas, no tenía ningún interés general.

También te puede interesar – Medios digitales